cabecera 1080x140
Premio Nacional a la Mejor Labor Editorial Cultural 2008 (Grupo Contexto)
‘Huck Finn’, la novela gráfica

Impedimenta recupera este clásico de la literatura norteamericana en versión ilustrada y con un cambio de época y escenario.

BREVE RESEÑA: Me ha pillado leyendo varios libros a la vez y con reseñas pendientes, cosa bastante habitual en mí. El caso es que me ha llegado de la editorial Impedimenta un ejemplar de Huck Finn y no me he podido resistir. Lo he dejado encima de la mesa pero parecía estar llamándome a gritos, así que he apartado durante unas horas mis otras lecturas y me he metido de lleno en esta.

Hacía tiempo que no leía novela gráfica, aunque sí que leo de tanto en tanto cómic; el caso es que me apetecía más de lo normal y me he puesto a ello.

Según la presentación, el texto está basado en Las aventuras de Huckleberry Finn, de Mark Twain. Personalmente debo discrepar y yo hubiese puesto: Inspirado en Las aventuras de Huckleberry Finn. No es lo mismo adaptar una obra que inspirarse en ella, y pienso que la autora simplemente se ha inspirado. De hecho ella misma empieza la novela con una advertencia clara en la primera viñeta:

«Aviso: Las personas que intenten encontrar un motivo en esta historia serán procesadas. Las personas que intenten encontrar una moraleja serán desterradas. Las personas que intenten descubrir una trama serán fusiladas. Por orden del autor».

Y tiene razón, es una obra un tanto caótica, pero con encanto y frescura. Nos presenta a un personaje con menos romanticismo que el que uno recuerda de cuando leyó el Huck original de Mark Twain, siendo este más parecido a un auténtico delincuente juvenil, en especial en las primeras páginas.

En definitiva, es como recuperar unos antiguos recuerdos de entre la niebla del pasado y metabolizarlos en la sociedad actual, absorbiendo y asimilando unos cambios de los que a veces no nos percatamos.

SINOPSIS: Impedimenta recupera este clásico de la literatura norteamericana en versión ilustrada y con un cambio de época y escenario.

Coincidiendo con el 130 aniversario de la publicación de la novela Huckleberry Finn, de Mark Twain, la editorial madrileña Impedimenta acaba de publicar Huck Finn, la adaptación al cómic de este clásico que cambia el Mississippi por el río Saale (Alemania).

De la mano de la colección de novela gráfica El chico amarillo, Impedimenta vuelve a apostar por la revisión de un clásico por tratarse de obras que el cómic está versionando con maestría.

En esta ocasión, la ilustradora alemana Olivia Vieweg traslada la acción a Halle an der Saale, antigua ciudad de la RDA, donde el desamparado, pero de espíritu libre, Finn, se verá envuelto, como en la novela original, en una huida para salvar a Jin, que no Jim, el esclavo prófugo de la novela de Twain.

Y es que Vieweg ha querido actualizar la obra poniendo al lado del protagonista a una joven china que huye de una banda que quiere venderla por 8.000 euros a una trama de tráfico de blancas, y con la que Finn se enfrentará a varias situaciones que, aunque de gran parecido con la obra original, son más cercanas a nuestros días. Ambos navegarán por el río Saale en dirección a Hamburgo, tierra que les ofrecerá la libertad que sueñan.

Por Ramón Cerdá.

Scroll Up